Sistema floral Bush (Australia) para trabajar el equilibrio hormonal de la mujer

febrero 21, 2016

Esta esencia floral del Sistema Bush (Australia) trabaja los aspectos emocionales que afectan el equilibrio hormonal de la mujer. De esta manera, según su elaborador, Ian White, ayuda en casos de infertilidad que cursen sin causa física. También, a eliminar bloqueos para quedarse embarazada heredados de la genealogía familiar. Al ayudar a equilibrar las hormonas femeninas, también tiene aplicación en el síndrome premenstrual y en los síntomas de la menopausia.
Desde la perspectiva de la signatura, puede observarse como la fruta de este árbol es muy similar al ovario de la mujer del mismo modo en que sus flores no recuerdan en su estructura a las trompas de Falopio cuyas obstrucciones la esencia trabaja particularmente bien. Esta antigua conífera (pariente de Larch y de Pine) tiene una singular relación con el agua que posibilita que su esencia regule de forma sana los niveles de hidratación de los tejidos, cuyo desequilibrio está en el origen de numerosos trastornos ginecológicos y reproductivos en la mujer.
En el Sistema B&E esta esencia recibe el nombre de “fertilidad femenina”.
Habitat y descripción de la planta: Las casuarinas están distribuidas por toda Australia. Tienen mucha afinidad por los terrenos donde abunda el agua y se los utiliza en todo el mundo para estabilizar las costas arenosas.
El nombre vulgar She Oak (Roble hembra), se empezó a usar debido a que los primeros colonos usaban su madera para los muebles, tejas y la construcción de sus casas. Era considerado el roble de los pobres.
Su hábitat natural son las regiones húmedas, sobre todo a lo largo de arroyos o cerca de las aguas de ríos que producen las mareas.
Sus flores femeninas nacen en unas cabezas como glóbulos, con sus estilos colgando tratando de tocar el viento, de la misma forma en que las trompas de Falopio esperan para atrapar el óvulo liberado por el ovario.
Las flores crecen en un fruto similar a la nuez, que tiene el mismo tamaño que los ovarios de la mujer.
Descripción de la esencia: La principal función de esta esencia se relaciona con el equilibrio de los factores emocionales que impiden la fertilidad (sobre todo en la mujer). Es beneficiosa para las mujeres que, sin razón aparente, no pueden quedar embarazadas. Se prepara exclusivamente con la flor femenina de la planta.
Alrededor de un 20% de casos de infertilidad femenina son causados por factores desconocidos. She Oak brinda mayor claridad acerca de bloqueos conscientes o inconscientes que impiden a una mujer la concepción.
Entre las muchas razones que pueden existir para ello podemos señalar las dudas, un sentimiento de inadecuación, o tener poca confianza en sus capacidades femeninas.
Desde el punto de vista de la naturopatía, muchos casos de esterilidad femenina son causados por una deshidratación del útero. Muchas personas están deshidratadas aunque tomen muchas cantidades de agua. Para facilitar la hidratación del útero se agregan dos gotas de She Oak a un vaso de agua y se bebe lentamente de a sorbos.
Esta esencia también se utiliza para limpiar el mucus que puede estar bloqueando las trompas de Falopio y ayuda también a crear un mucus cervical normal.
También permite regular la producción de hormonas relacionadas con la reproducción en las mujeres, sobre todo cuando los ovarios al funcionar en forma espasmódica causan un ciclo menstrual irregular.
Además es posible utilizarla para otras patologías de tipo ginecológico que no necesariamente están ligadas a la esterilidad tales como: menstruaciones largas y dolorosas, períodos menstruales irregulares, síndrome pre-menstrual, quistes ováricos, menopausia, y retención de líquidos que puede presentarse en cualquiera de los cuadros mencionados.
Obviamente, para el abordaje de todas estas condiciones se pueden asociar distintas esencias que complementan el accionar de She Oak, tal como ocurre en la combinación Woman.
Personalmente, tuve oportunidad de usar She Oak combinada con otras esencias y un tratamiento homeopático paralelo en un caso donde se descubre un quiste de ovario de 6mm de diámetro, además de otros más pequeños.
A los dos meses se realiza un control y el quiste grande no aparece en la ecografía transvaginal. Los quistes pequeños han disminuído su tamaño.
Se realiza de inmediato otra ecografía (no transvaginal) que arroja el mismo resultado: el quiste grande ha desaparecido.

Cabe señalar que los remedios florales y la medicación homeopática fueron lo único que ingirió la paciente, que prácticamente, tenía la seguridad de ser intervenida quirúrgicamente.
Ian White hace comentarios sobre un médico australiano que obtuvo un 90% de éxito en el tratamiento de infertilidad con esta esencia. En su estadística personal, Ian alcanzó un 75% de resultados positivos.
She Oak ha sido utilizada exitosamente en mujeres que previamente hicieron tratamientos de fertilización “in vitro”, sin resultado. Hay ginecólogos que reemplazan las hormonas por esta esencia.
Para el abordaje de la esterilidad femenina, la administración se realiza de la siguiente manera: en primer lugar se debe tomar She Oak por el lapso de un mes, con la dosificación habitual (7 gotas dos veces por día).
Luego se suspende la administración de esta esencia por quince días y durante ese lapso se puede administrar otra esencia que corresponda según la personalidad de la paciente.
Pasado este lapso se vuelve a administrar otra vez She Oak por un mes más, para, al final del mismo, hacer un nuevo descanso e intercalar otra esencia durante quince días. Este proceso cíclico se debe realizar por lo menos seis meses.
Los resultados que comenta Ian han sido muy buenos. En la época que estaba escribiendo su primer libro, refiere que sólo una de las mujeres a quienes prescribió este remedio tuvo que esperar más de seis meses para quedar embarazada; una estaba esperando en ese momento y el resto, quedaron embarazadas en muy poco tiempo.
Si pasado un lapso mayor de seis meses la mujer no ha quedado embarazada, se recomienda asociar She Oak con Flannel Flower, dado que la acción conjunta de estas dos esencias ayudan a limpiar los bloqueos kármicos, que pueden estar impidiendo la concepción.
También debo señalar que, a pesar de su incidencia casi exclusivamente en temas femeninos, She Oak también tiene influencia en los testículos. Pudiendo por lo tanto, realizarse tratamientos de esterilidad masculina, combinando además otras esencias afines.
En hospitales de Brasil y Suiza, está siendo usada con éxito como una alternativa a la terapia de reemplazo hormonal (TRH), sin el riesgo incrementado de cáncer de mama y cervical, o de elevados niveles de colesterol.
La acción hidratante de She Oak mantiene la humedad de las secreciones vaginales, de forma tal que el sexo no se convierte en doloroso, mientras al mismo tiempo reduce el proceso de envejecimiento en todo el organismo (al mantener las células hidratadas).
Al equilibrar la función de los ovarios, permite a las mujeres mantener suficientemente altos los niveles de estrógeno, previniendo de esta manera el surgimiento de la osteoporosis.
Sin embargo, encontrar la dosis ideal para una mujer en climaterio implica algunos grados de ensayo y error. Como punto de partida inicial, Ian White sugiere tomar la esencia por un mes, luego interrumpir por dos semanas y volver a tomarla nuevamente por un mes.
Luego se vuelve a interrumpir un mes y después se toma la esencia por dos semanas, seguidas por una interrupción de seis semanas y una vez más tomar el remedio por dos semanas.
Idealmente, una mujer solo necesitaría tomar She Oak dos semanas, cada dos meses (como mantenimiento).
Algunas mujeres sin embargo, necesitan tomar el remedio con mayor frecuencia para obtener los resultados deseados.
Un comentario general que proviene de varias mujeres después de utilizar esta esencia, es que han sentido aliviados y atenuados los síntomas más comunes del climaterio femenino, pero además manifestaron haberse sentido más femeninas.
Ha sido incluida en la combinación Travel Essence no solo para aliviar los síntomas de deshidratación habituales en los viajes aéreos, sino también para contrarrestar el efecto que la presurización de las cabinas tiene sobre el balance hormonal de la mujer.
Es muy común que las azafatas sufran hemorragias en la mitad del ciclo y tengan dificultades para concebir mientras vuelan regularmente, incluso hasta un año después de haber dejado de volar.
También se puede encontrar a esta esencia en la combinación Woman Essence y en la crema Face, Hand &Body.
Fuente: Rául Pérez. Esencias Florales del Bush Australiano. 2ª Edición.Ed. Fultena. Fundación Latinoamericana de Terapias Naturales.

You Might Also Like

0 comentarios

Páginas vistas en total

Síguenos en Facebook

Subscribe